Cómo sacarle el mejor partido a la primera asesoría

octubre 15, 2020
Compartir artículo:

En nuestra experiencia, hemos comprobado que mientras más preparadas e informadas lleguen las personas a nuestra primera asesoría, más partido le sacan.

Por lo mismo, hoy te queremos dar algunos consejos, previos a que vengas a la primera asesoría con nosotros (u otros estudios de abogados), para que puedas luego aprovechar al máximo la información:

1-. Anota en una hoja lo que quieres obtener: Aunque suene algo obvio, la idea es que de la primera asesoría puedas salir claro y orientado en lo que quieres o necesitas hacer. Por lo mismo, en una hoja escribe:

  • ¿Qué espero obtener en esta primera asesoría?
  • Dudas concretas a resolver
  • Tengo alguna preocupación o temor que necesite verificar con los profesionales
  • Comparte con los profesionales tus expectativas y necesidades al inicio de la reunión. De esta forma podremos asesorarte de mejor forma sabiendo cuáles son tus necesidades.  Antes de terminar, revisa en tu lista si todas tus dudas fueron resueltas y tus preocupaciones abordadas.

2-. Se transparente y no omitas información: Ten en cuenta que el trabajo de los abogados se basa en la confianza, por lo que no omitas información de forma consciente o a propósito. La información es fundamental para hacer un diagnóstico del caso, y así saber de forma realista los posibles escenarios y vías de intervención y de acción a los que te puedes enfrentar.

3-. Si has pasado de forma previa por algún proceso judicial, es muy probable que esta información sea relevante. Puedes llevar esta información ordenada y hacerla presente. Es importante que tengas en cuenta que los procesos judiciales están llenos de tecnicismos y precisiones que a ojos no expertos, pueden ser pasados por alto.

4-. Si bien cada caso es distinto, siempre ayuda tener claridad y entregarle información a nuestro abogado o abogada sobre lo siguiente:

  • Si es que hubo matrimonio, la fecha en que fue celebrado (al menos el año).
  • En caso que aplique, el régimen patrimonial del matrimonio (separación total de bienes, sociedad conyugal, participación en los gananciales).
  • Hijos y edades.
  • Si durante el matrimonio no trabajaste o tu ex pareja no lo hizo, o se trabajó en menor medida de lo que se hubiere querido o podido por haberse dedicado al cuidado del hogar o los hijos comunes, debes comentárselo al abogado.
  • Si existieron labores remuneradas, cuales fueron y toda la información que tengas al respecto.
  • Si existen hijos de por medio siempre es útil tener claro el monto de sus necesidades económicas. Para esto se puede hacer un listado en el que deben incluirse todos los gastos de los niños (no solo de alimentación sino que también de vivienda, salud, educación, transporte, recreación, vestuario, higiene, etc).
  • En caso de que exista matrimonio bajo sociedad conyugal, tener claridad respecto a qué bienes fueron adquiridos durante la vigencia del matrimonio, especialmente de las propiedades inmuebles. También la información sobre las deudas contraídas durante el matrimonio.

5-. Mantente abierto a escuchar el consejo y la opinión del profesional de tu situación. Sabemos que estos son procesos difíciles y muy frustrantes, y no siempre lo que creíamos que se podía hacer resulta viable. Pero, por otro lado, siempre es posible buscar nuevas y mejores alternativas.

Compartir artículo:

Conversemos





Avenida Vitacura 2909, oficina 1205, Las Condes

+56 2 321 09 500

+569 5870 5496